Guía interactiva de Decoración de interiores y Estilos

DECORACION INTERIORES



Fotos de decoraciones siglo XVIII 0

Escrito el 23 abril, 2009 por admin

Y en muchos aspectos pasaron de la abundancia a la exigüidad. Pero así abrieron el camino a muchas innovaciones que el gran diseñador Hepplewhite iba a adaptar a concepciones propias con evidentes deseos de lograr mayor solidez, aunque conservando el espíritu lineal de su maestro Robert. Tales antecedentes deben ser expuestos para explicar la presencia ya definitivamente orientada de Thomas Sheraton, quien, a finales del siglo XVIII, con firme regreso al predominio de la línea recta, logra un estilo de mueble refinado, elegante y, a la vez, sólidamente concebido.

Decoracion moderna 0

Escrito el 27 enero, 2009 por admin

El azulejo fotográfico
Las insólitas características que rodean su nacimiento -parte del proceso se cumple en un cuarto oscuro- sólo constituyen un detalle anecdótico Lo que importa es su funcionalidad decorativa.
La invención del fotoazulejo se formaliza gracias a la inquietud creativa de Hans Von Klier, arquitecto y diseñador, que fue el primero en advertir la posibilidad de renovar la temática del revestimiento mural a través de la técnica fotográfica. Seleccionando imágenes tectónicas, informales, ricas en texturas (1, 2, 5) que favorecen el juego del color, o escogiendo otras -no retratísticas- donde aparece captada la realidad íntima y esencial de las formas quietas o en movimiento (3, 4) abrió, también, el campo a la abstracción (6 a 9). La producción del motivo se completa con el procedimiento se-rigráfico que permite exaltar los relieves con efectos de pincelada.

EL COMEDOR Y LOS MUEBLES CONTENEDORES 1

Escrito el 09 diciembre, 2008 por admin

Entre tantas cosas caídas en desuso en nuestra época se cuentan también el aparador y el guardavajilla, tan estimados por nuestros padres y abuelos: dos increíbles, pesados e infaltables muebles que, enfrentados a los lados opuestos de la mesa en toda casa que se respetase, servían para guardar platos, cubiertos, manteles, botellas, accesorios y  siempre a la vista  los bellísimos servicios de cristalería y de porcelana.
Ello no obsta para que  condenados muebles tan molestos, bien por la moda, bien, y con mayor razón, por la falta de espacio continué presente la necesidad de guardar vajillas, manteles y accesorios en el interior de la zona del comedor, o en lugar suficientemente cercano a la misma como para poder permitir su uso sin problemas. Una necesidad quizá redi-mensionada, ya que nuestras costumbres atienden por cierto que en menor grado a las dignidades formales de otra época; aunque no por ello éstas dejen de estar presentes.
Resumamos. Es necesario encontrar espacio, en la zona del comedor, o bien en las ligadas a ella fun-cionalmente, para la diferente vajilla (platos, vasos, soperas, botellas), para los cubiertos y los accesorios (pinzas para el hielo, cascanueces,  sacacorchos, etc.),  así



↑ Top